En el principio.

Placeholder Image

Que nos hace empezar este blog ?

Volver a Sefarad

El pasado día 30 de noviembre de 2015, el rey don Felipe, presidiendo un acto solemne en el Palacio Real de Madrid, afirmaba que por fin, los sefardíes se encontraban en su propia casa de nuevo. Se trataba de un acto motivado por la aprobación de la Ley 12/2015 de concesión de nacionalidad española a los sefardíes originarios de España, y constituía el final de esta reparación descrita.

Y es que, como ha escrito Jon Juaristi “si la expulsión de los judíos fue una tragedia, la odisea de su retorno constituyó un prolongado drama”, terminado pues por esta ley que abre ahora un escenario nuevo en el que miles de sefardíes se preparan para acceder, como es su derecho histórico, a la nacionalidad española. La legislación aprobada contempla que cualquier persona que pueda probar ser sefardí, descendiente de aquellos que abandonaron España, podrá recibir el pasaporte español sin necesidad de residir en España ni renunciar a su otra nacionalidad, después de pasar el sencillo examen CCSE (sobre Conocimientos Constitucionales y Socioculturales de España).

 

  • El mayor reto de tu vida empieza con un simple paso.

La multitud de los deportados de Israel
ocupará Canaán hasta Sarepta,
y los deportados de Jerusalén que están en Sefarad
ocuparán las ciudades del Negueb.   Abdias 1:20

  • Un reto historico o una profecia aun por cumplir?

Sarepta se encuentra lejos, en el norte, entre las ciudades de Tiro y Sidón, en el Líbano. Las ciudades del Neguev son las ciudades de la zona sur, realmente, en la península del Sinaí. Israel ocupará toda a tierra que en su día Dios les prometió. Él le había prometido al patriarca Abraham una tierra extensa, de la cual y en el apogeo del reino, solo ocuparon una pequeña parte. Y dice el versículo 21, último versículo de la profecía de Abdías:

“Y subirán salvadores al monte Sión para juzgar al monte de Esaú. ¡El reino será del Señor!”  Abdias 1:21

 

Aquí la palabra salvadores debería traducirse “libertadores”.
Y también destacamos la frase El reino será del Señor. Dios se está moviendo directamente, constantemente y sin vacilaciones hacia el cumplimiento de Su propósito; es decir, Su propósito de colocar a Su rey sobre el Monte de Sión. Y derribará a naciones hasta que venga Aquel que tiene el derecho a reinar, como podemos ver en el libro de Ezequiel, capítulo 21, versículo 27.
Nada podrá evitar, impedir, desviar o hacer que Dios aplace Su plan y Su programa. Ningún descendiente de Esaú ni ninguna otra fuerza humana podrá detenerlo. Ningún ser orgulloso de esta tierra podrá lograr que Dios renuncie o retroceda en alguna medida. Hoy Él se encuentra moviéndose hacia la victoria porque el reino le pertenece.

 

 

Advertisements

Leave a Reply

Please log in using one of these methods to post your comment:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s